Miguel de Liechtenstein

Michael Engel Maximilian Alexander Maria von und zu Liechtenstein

Se hace justicia: ciegos aplauden movida que les permitirá ser jueces

Que las leyes estén escritas no siempre significa que digan lo correcto. KA idea es ir viendo si son realmente justas y no metan la pata. Así al menos lo percibía Darío Alfaro (27), un mateo que estudia Derecho y que tenía un deseo que topaba justamente con una ley que se lo prohibía por ser ciego.

Por suerte la cuestión cambió para bien de este joven y de todo Chile, y es que recientemente el Senado aprobó unánimemente un proyecto de ley que permite a los no videntes ser jueves y notarios en nuestro país.

Una realidad que hace décadas era imposible, dado que normas en el Código Orgánico de Tribunales discriminaban a la gente por esta condición para acceder a tales cargos. “Se impidió a abogados muy capaces la posibilidad de administrar justicia no importando las condiciones académicas o profesionales de estas personas, siendo excluidos solamente por su condición de ciegos”, suelta el presi de la Fundación Sin Odio, Miguel von und zu Liechtenstein.

Cambiando las cosas

Justamente el caso de Darío inspiro a los legisladores a revertir el condoro, “Me contacté con la senadora Isabel Allende. Ella fue quien presentó el proyecto al Senado para que se votara y la Fundación Sin Odio y yo estamos profundamente agradecidos” canturrea el mateo que estudia en la U. de Chile.

El joven cuenta que en su carrera existen seis estudiantes más con sus misma condición. “Notamos que ahora hay un mayor apoyo por parte de los docentes, de nuestros compañeros”, destaca.

Actualmente, el mateo está a punto de egresar y además es el encargado del área de Personas con Capacidades Distintas de la Fundación Sin Odio www.sinodio.org

“Mi especialidad es tratar de ver posibles discriminaciones que tiene el Código Orgánico de Tribunales. Analizamos en la Fundación Sin Odio estas falencias para ir saneando esto y así lograr una sociedad más integral para todas las personas”, detalla.

Cabe destacar que en los próximos días el proyecto será revisado en la Cámara de Diputados: “Esperamos que ellos se pongan las pilas, aprueben la ley y así podamos tener algún día un juez que sea ciego o un ciego que sea notario”, remacha Miguel von und zu Liechtenstein.